Astérix en Helvecia

Posted by mobile phone:
Estaba el otro sabado al mediodía realizando mis labores habituales de sábado cuando vino a mi mente una de las cuestiones más trascendetales que con frecuencia aquejan al género humano “que comeré hoy”. Sin ánimos de entrar en el matiz sociorconómico del asunto (pueden ver mi blog filosófico al respecto en www.estaversion.com.ar) me voy a limitar a la versión gastronómica del asunto.

Como no estaba solo, procedimos a analizar el tema en grupo; la discusión acerca del almuerzo se inició sobre la premisa de un almuerzo rapido de preparar, y de ser posible sencillo; la primera opción mencionada fue “vayamos a mac donalds” pero ya habíamos desayunado ahí. La segunda opción que se discutió, también en la línea de la “cocina con teléfono” fue la de pedir una pizza , pero era un poco tarde para conseguir algo decente así que optamos por una rápida pasada por el super y comernos velozmente una picada por lo que nos dirigimos al supermercado.

Estábamos consiguiendo los ingredientes necesarios, cuando de repente llegó a mi la iluminación: que es lo que separa una picada de una fondué de queso? Muy simple, un craquelon de queso fundido; Ahora bien, puristas de la fondué podrán, seguramente arguir que consegur los quesos correctos no es fácil, que alcanzar el equilibrio indicado es complicado y que el famoso licor es caro y difícil de conseguir, pero lo cierto es que una afamada marca de lácteos ya resolvió todos estos inconvenientes por nosotros y nos vende la mezcla preparada suficiente para cuatro personas (cada caja) lista a ser fundida con sólo calentar y agregar un poco de algún vino blanco seco, sin tardar más de unos 10 minutos. Sin mas salio una rica fondue de queso.

Algunos consejos: comprense un craquelon, hay opciones económicas y suficientemente buenas; Incluyan en su compra mensual de supermercado uno o dos paquetitos de fondué lista para usar, no es cara y les va a traer grandes satisfacciones.

Algunos trucos: los ingredientes que mejor quedan son la panceta y los champignones; quiero mencionar también a las cebollitas en vinagre, la manzana verde y el pepino. Recuerden que, como en la bagna cauda, el pan es una buena opción para evitar chorreos. Si necesitan un mayor rendimiento de la fondué, le pueden agregar más vino, queda más líquida y el rendimiento es superior. Recuerden que hay que mantenerse revolviendo para evitar grumos agegando a intervalos regulares pequeñas cantidades de vino para mantener la consistencia deseada.

Les dejo un último truco: lo que sobra (o no), lo derriten nuevamente y lo pueden hechar sobre unos macarrones o cualquier otra pasta de su preferencia junto con aceitunas picadas y un buen puñado de parmesando rayado finito.

Sin más, brindo por una rica fondué con amigos, Salud!

One thought on “Astérix en Helvecia

Leave a Reply to Rodrigo Cancel reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *